ES / EN / FR / DE / CN / JP

Más de 60 artistas participaron en el multitudinario homenaje a la bailaora en el Auditorio Fibes de Sevilla, organizado con la colaboración de la Fundación Cristina Heeren



Desde que la Fundación Cristina Heeren se mudó a Triana, se comprometió a cuidar el legado flamenco del barrio. Y, para ello, echó mano de profesores de casta como Carmelilla Montoya. La bailaora ha estado transmitiendo su herencia, la que en ella depositaron su padre El Morito y su madre Carmen Montoya, a decenas de alumnos y alumnas durante los dos últimos cursos. Aunque el regreso de la grave enfermedad que desde hace varios años la aqueja, puso en suspenso una actividad docente que, según sus palabras, “me da la vida”. Y ha tenido que despedirse no sólo de las aulas, sino también de los escenarios. Pero ha sido un adiós que ha podido celebrar arropada por el cariño y el arte de más de 60 compañeros (entre ellos, algunos maestros del centro), organizado en Fibes el pasado 5 de diciembre con la colaboración de Jesús Molina en la producción, Rubén Olmo en la dirección escénica, la Fundación Cristina Heeren en la organización… y de más de 1.500 personas casi llenado el patio de butacas del auditorio. 

“Estoy satisfecha de mi carrera, pero más de toda la gente que me quiere”. Así fue, con esta frase que recogió ‘El País’ titulando la crónica de Margot Molina, cómo les dio las gracias a todos la homenajeada al inicio del acto, cogida de la mano de uno de los cómplices de su carrera, el productor Ricardo Pachón. A partir de ahí, los cantes, los toques y los bailes se sucedieron en el escenario durante las más de tres horas que duró la gala, con una estructura que la misma homenajeada diseñó. El doble prólogo tuvo como centro la guitarra de Rafael Riqueni: primero, tocando su versión de ‘Amargura’ a tres guitarras con Paco Jarana y Manolo Franco; y después, dándole alas a Rubén Olmo para que danzara su ‘Ave Fénix’ con mantón y zapatilla. Las voces de los hombres se alzaron entonces. Uno a uno, salieron al centro de la tabla turnándose martinetes, soleares y seguiriyas los cantaores Segundo Falcón, Pechuguita, El Pele, José Valencia, Pansequito y José de la Tomasa, dándoles la réplica al toque Paco Cortés, Manolo Franco, Paco Jarana y Juan Campallo.  

El relevo lo tomaron las mujeres cantaoras de distintas generaciones y procedencias: desde las sevillanas Alba Molina, Remedios Amaya, La Tobala y Aurora Vargas, a la jerezana María Terremoto, pasando por la gaditana Encarnita Anillo y la alicantina La Susi. Más Esperanza Fernández que, aquejada de afonía, participó bailando. Cantaron y cantaron con una cuadrilla de tocaores a la que se unieron Pedro Sierra, Juan Habichuela Jr, Joselito Acedo, Miguel Pérez, Pituquete… sobre el compás de Jorge el Cubano y Javier Teruel al cajón. Tras un entremés del dúo cómico Los Morancos, vecinos suyos, el baile. Nada menos que dieciséis bailaoras y bailaores unieron sus pasos por Carmelilla Montoya, con la sola voz de un generosísimo Segundo Falcón (y alguna pincelada de Pechuguita). Por tangos y bulerías, se sucedieron Ana Morales, Rosario Toledo, Pastora Galván, los hermanos Rafael y Adela Campallo, Hiniesta Cortés, Lucía la Piñona, María Moreno, Mercedes de Córdoba, Noelia Sabarea, Carmen Young… Y ya en la recta final, llegaron las piezas solistas de Antonio Canales, Amador Rojas, Eva Yerbabuena y La Farruca, siendo Milagros Menjíbar -su compañera del patio de la escuela- la encargada del cierre, juntándolos a todos por alegrías, juntándose todos por Carmelilla Montoya en su gran adiós.

Texto por Silvia Calado Olivo


EN PRENSA

· EL PAÍS “Estoy satisfecha de mi carrera, pero más de toda la gente que me quiere”, por Margot Molina
· ABC "El corazón del flamenco cobijó a Carmelilla Montoya en su retirada de los escenarios en Sevilla", por Marta Carrasco
· DIARIO DE SEVILLA "El licor de los dioses", por Juan Vergillos
· GLOBALFLAMENCO "Crónica del adiós de Carmelilla Montoya", por Silvia Calado


GALERÍA DE FOTOS por Silvia Calado
[pulsa en la imagen o el LINK para ver todas las fotos]

Homenaje a Carmelilla Montoya

FUNDACIÓN CRISTINA HEEREN. 2014 ©
TÉRMINOS LEGALES / CONTACTO / FACEBOOK / TWITTER / YOUTUBE / SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN