El edificio, financiado por la mecenas norteamericana, dispondrá de aulas especiales para el estudio de cante, baile y guitarra, y un salón de actos con última tecnología escénica

NOTA DE PRENSA. Sevilla, 14 de junio de 2016

Sevilla contará en 2017 con una nueva infraestructura cultural y educativa. La Fundación Cristina Heeren, entidad privada sin ánimo de lucro creada en 1996, está ultimando en la calle Pureza nº 76 de Triana la nueva sede de su escuela internacional de flamenco, que supondrá el inicio de una nueva etapa tras la celebración de su 20º aniversario. El edificio, diseñado por Estudio Balbontín Arquitectos y construido por SANOR, ambas firmas sevillanas, dispondrá de una superficie de 1.500 metros cuadrados, en los que se distribuirán nueve aulas, un salón de actos transformable en aula magna, patios, oficinas, vestuarios y almacenes. En el desarrollo y ejecución del proyecto participan la consultora de ingeniería GDConsulting y la firma canadiense de instalaciones escénicas GALA SYSTEMS representada por el prestigioso iluminador Freddy Gerlache. Las obras, con un plazo de ejecución de un año, estarán finalizadas en septiembre de 2016, de forma que el centro esté inaugurado y a pleno rendimiento a principios de 2017. La inversión total alcanzará los 3,8 millones de euros, con financiación íntegramente privada cubierta con donaciones de la mecenas norteamericana.      

Tras veinte años de filantropía, con el flamenco como razón de ser, la Fundación Cristina Heeren emprende una nueva etapa. La necesidad de unificar sus dos actuales instalaciones (una situada en Avenida de Jerez y la otra en El Juncal) bajo un mismo techo, llevó a la mecenas e hispanista, nacida en Nueva York pero residente en Sevilla desde los años 80, a buscar un nuevo edificio para albergar su escuela internacional de flamenco y sede institucional. Lo encontró en el corazón de Triana, barrio flamenco por excelencia, concretamente, en la calle Pureza número 76. El antiguo obrador de confitería Barquitos Loly, un edificio de 1.500 metros cuadrados con salida trasera a la calle Pelay Correa, se está ya transformando en un nuevo enclave cultural y educativo para la ciudad. El nuevo centro está diseñado por el Estudio Balbontín Arquitectos, fundado en Sevilla en 1931, y de su construcción se encarga SANOR, radicada en Osuna. Al proyecto se han incorporado la consultora de ingeniería GDConsulting y la firma canadiense de instalaciones escénicas GALA SYSTEMS representada por el prestigioso iluminador Freddy Gerlache.

Los trabajos en el edificio, un inmueble de los años 60 del que se conservarán la fachada y la azulejería interior, comenzaron el pasado agosto de 2015 tras la obtención de la licencia, cuya tramitación administrativa se demoró un año y tres meses, cumpliendo de forma exhaustiva todas las especificaciones nacionales, autonómicas y municipales en materias urbanística, de afección patrimonial, impacto medioambiental y, especialmente, de normativa acústica. El plazo de ejecución es de un año, con fecha de finalización en septiembre de 2016.

Tras los trabajos de instalación, decoración y equipamiento, la nueva sede estará operativa a principios de 2017. El centro albergará nueve aulas dotadas especialmente para la enseñanza del cante, el baile y la guitarra. También contará con un salón de actos, transformable en aula magna, con un aforo en torno a los ochenta espectadores, donde los alumnos podrán poner en práctica sus conocimientos. Un patio central con montera de cristal servirá para la convivencia de los estudiantes en esta escuela de talante internacional que estará equipada con vestuarios, recepción y almacenes, más áreas de administración. Las nuevas instalaciones implicarán mejoras en el plan académico. En paralelo al Curso Flamenco Anual, implantado con éxito desde 1996 en sus tres especialidades y niveles, se reforzará la oferta extra-académica abierta a todos los públicos. El equipo está, además, ideando productos específicos para el turismo, tal como adelantó la presidenta en su comparecencia ante los agentes de viajes norteamericanos reunidos recientemente en ASTA Destination Expo 2016 en Fibes.       

La iniciativa cuenta, como la totalidad de los proyectos desarrollados por la Fundación Cristina Heeren, con financiación cien por cien privada. La entidad aportaría así a la ciudad una nueva infraestructura cultural y educativa, en el marco de un proyecto filantrópico que en el último año ha recibido el reconocimiento de la Cámara de Comercio de Sevilla, la Orden del Alfonso X el Sabio, el Festival de Jerez, el Festival de Lo Ferro y el Festival de la Mistela. El coste de la compra y puesta en marcha de la reforma y rehabilitación de la nueva sede será de 3,8 millones de euros aproximadamente. A esta cifra se suman las donaciones regulares de la mecenas para cubrir los costes de funcionamiento de la escuela y el programa propio de becas de estudio, que supone una aportación anual en torno a los 270.000 euros. En total, entre 1997 y 2015, han sido becados 695 estudiantes, de un total de 2.196 matriculados en el Curso Flamenco Anual, de los cuales 419 fueron andaluces. En los 20 años de historia de la escuela, la donación total de Cristina Heeren supera los 2 millones de euros en becas.

20 años enseñando flamenco 


La apertura de la sede trianera supondrá un punto de inflexión para la Fundación Cristina Heeren, que está celebrando durante 2016 su vigésimo aniversario. Durante este tiempo, esta entidad privada sin ánimo de lucro ha hecho de la escuela el buque insignia de su proyecto, con un plan académico único en el mundo orientado a la profesionalización, aunque también se afana en la producción y distribución de espectáculos que llegan a festivales y eventos en todo el mundo, entre ellos, sedes del Instituto Cervantes, embajadas o la Hispanic Society de Nueva York. Más de 6.000 estudiantes han pasado por sus aulas, donde los han formado maestros como Naranjito de Triana, Manolo Soler, José de la Tomasa, Calixto Sánchez, Esperanza Fernández, Jeromo Segura, María José Pérez, Milagros Menjíbar, Javier Barón, Luisa Palicio, El Choro, Niño de Pura, Pedro Sierra, Eduardo Rebollar, Paco Cortés, María José lama o Pepa Sánchez, entre otros muchos docentes especializados. Un alto porcentaje de alumnos ha emprendido carrera tras superar su formación en la escuela, entre los que destacan Rocío Márquez, India Martínez, Manuel Lombo, Argentina, Yasmin Levy, Luisa Palicio, El Choro, Lucía la Piñona, Alberto Sellés, Manuel de la Luz o Raúl Cantizano, muchos de ellos laureados en prestigiosos certámenes como el Festival del Cante de las Minas de La Unión, el Festival de Jerez o la Bienal de Sevilla.

 

FUNDACIÓN CRISTINA HEEREN. 2014 ©
TÉRMINOS LEGALES / CONTACTO / FACEBOOK / TWITTER / YOUTUBE / SUSCRÍBETE A NUESTRO BOLETÍN